Aceptar
Utilizamos cookies propias y de terceros para mejorar la experiencia de navegación y ofrecer contenidos y servicios de interés.
Al continuar con la navegación, entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

El padre Patac y la Biblioteca Asturiana

José María Patac de las Traviesas, SJ., nació en Oviedo en 1911, estudió humanidades en Salamanca y obtuvo las licenciaturas de Filosofía en Marneffe (Bélgica), de Teología en Comillas y de Ciencias Químicas en Valladolid. Su trayectoria profesional estuvo vinculada a la religión, la enseñanza y la investigación. Ejerció la docencia en las ciudades cubanas de Santiago y La Habana así como en Gijón donde fue Director de la Escuela de Maestría Electromecánica de la Fundación Revillagigedo y docente, Prefector de estudios y Secretario General del Colegio de la Inmaculada.

Su actividad investigadora abarcó campos como la historia, la literatura, la heráldica y la bibliografía como bibliófilo, archivero, historiador, especialista en temas jovellanistas, así como fundador del Ateneo Jovellanos y de la colección Monumenta Historica Asturiensia.
 
Esta amplia tarea le valió ser nombrado miembro correspondiente de la Real Academia de la Historia, del Real Instituto de Estudios Asturianos y presidente de la Academia Asturiana de Genealogía y Heráldica. Recibió también numerosas distinciones, entre las que destacan la Orden civil de Alfonso X El Sabio, la Medalla de Oro del Ateneo Jovellanos, el Premio Asturias, el Urogallo de Bronce del Centro Asturiano de Madrid, y los nombramientos de alumno distinguido del Colegio de la Inmaculada y de Hijo Adoptivo de Gijón.
 
El padre Patac falleció el 20 de octubre de 2002 en Gijón. Desde 1995 lleva su nombre el premio de investigación de tema asturiano que convocan anualmente el Gobierno del Principado de Asturias y el Ayuntamiento de Gijón.

Tal vez su labor más fructífera, y en la que puso todo su empeño mientras le acompañaron las fuerzas, fue la Biblioteca Asturiana, que iniciara allá por 1964 en el Colegio de la Inmaculada y a la que fue pacientemente aportando todo tipo de documentación sobre temas asturianos: libros, folletos, mapas, recortes de prensa, una amplia colección de heráldica y genealogía asturiana y un archivo gráfico de miles de fotografías, buena parte de ellas realizadas por él mismo.

Esta colección única fue donada al Ayuntamiento de Gijón en 1991 y, merced a un convenio suscrito por el propio Ayuntamiento, el Gobierno del Principado de Asturias y el colegio de la Inmaculada, depositada en las dependencias de la Biblioteca Pública Jovellanos (Gijón).